Hacer ejercicio mejora el desempeño sexual… lo Dice la Doctora

Por Dra. Arlene Díaz

Twitter: @arenadeluna22

Sí, eso fue lo que constató un estudio publicado por The Journal of Sexual Medicine, que separó a 295 personas en cuatro grupos para probar su tesis. El criterio para dividir a las personas fue la carga horaria de ejercicios físicos practicados por cada uno de ellos durante la semana: menos de tres horas, entre tres y nueve horas, de nueve a 18 horas y más de 18 horas.   

Los investigadores observaron que aquellos que se ejercitaban de forma más intensa (más de 18 horas semanales) tenían mejores erecciones y un desempeño sexual más elevado. 

No fue la primera vez que un estudio asocia el ejercicio físico al aumento del rendimiento sexual. Una investigación del Electronic Journal of Human Sexuality mostró que hombres y mujeres que practican actividad física de forma asidua tenían relaciones sexuales más satisfactorias.

Mientras la cantidad de ejercicio que hacían aumentaba, lo mismo sucedía con el apetito sexual y la satisfacción durante el acto.

Si lo que se pretende es perder peso, hay que tener en cuenta que aunque con el ejercicio aeróbico se queman grasas, es conveniente combinarlo con el ejercicio anaeróbico para incrementar la musculatura.

Lo mejor para la salud: combinar ambos ejercicios.

El ejercicio aeróbico sirve para trabajar la resistencia y la capacidad pulmonar, pero ambos ejercicios, aeróbico y anaeróbico, hacen trabajar el sistema circulatorio y el corazón. Durante la práctica del ejercicio anaeróbico se obliga al corazón a bombear la sangre rápidamente durante un breve periodo de tiempo, y esto ayuda a fortalecer el sistema circulatorio. Combinar y alternar ambos ejercicios es, pues, beneficioso para el organismo.

Si lo que se pretende es perder peso, hay que tener en cuenta que aunque con el ejercicio aeróbico se queman grasas, es conveniente combinarlo con el ejercicio anaeróbico para incrementar la musculatura. Al ejercitar el cuerpo con pesas, el organismo también necesita quemar calorías para generar más musculatura, aunque la pérdida de peso tardará más en apreciarse. A largo plazo, el aumento de masa muscular contribuye a eliminar el exceso de grasa y a controlar el peso.

ACTIVIDADES AEROBICAS: Caminar, Ciclismo, Trotar/correr, Natación, Patinaje, Aerobics, tenis.

ACTIVIDADES ANAEROBICAS: Pesas, abdominales, Carreras cortas a gran velocidad, Gimnasia artística, Futbol.

Complementemos con una alimentación adecuada:

 Lo natural, lo más sano. Esto significa simplemente escoger las formas de alimentos menos procesados. Generalmente cuanto más próximo esté el alimento que estás comiendo de su estado natural, mejor. En el caso de los Hidratos de Carbono es preciso que estos sean complejos e integrales (frutas y cereales integrales).

 Cuanto más color, mejor. Las vitaminas y minerales que nuestro cuerpo necesita provienen naturalmente de los alimentos que comemos, específicamente de las frutas y verduras. Comer una variedad de frutas y verduras en múltiples colores ayudará a garantizar que estés obteniendo la variedad de nutrientes que necesitas. Algunas de las mejores frutas basadas en su capacidad antioxidante total por tamaño son los arándanos, las moras, las frambuesas, las fresas, las manzanas y las ciruelas negras. En cuanto a verduras, se recomiendan tomates cocidos, verduras de hoja verde y todo lo que es rico en color amarillo, naranja y rojo.

 Disminuir proteína animal. En cambio huevo aves y pescado.

 Come grasas poliinsaturadas. Son los famosos omega 3,6, y 9 los encuentras en los pescados azules, y vegetales como maíz, girasol, calabaza y nuez.

 Mantener horarios comidas. No saltar nunca el desayuno ya que es el principal alimento del día, el saltarlo lejos de ayudarte a bajar de peso, te hará comer a deshoras y alimentos poco nutritivos.

Hidrátate. Dos litros diarios es lo esencial para mantener el organismo funcionando.

 Suplementar sabiamente. Siempre que desees un suplemento alimenticio consulta con un experto ya sea médico o nutriólogo para que te recomiende lo mejor en tu caso particular. 

A cumplir con tus propósitos de salud sexual. ¡Éxito!